Compro chatarra, recortes, virutas o rezagos de acero inoxidable y aleaciones
Recipientes para reciclado Plastic Omnium
Desargue Flash Player



Artículos

Manejo responsable de los Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos

Los llamados Residuos Domésticos Peligrosos

El E-SCRAP o residuo de aparatos eléctricos y electrónicos -RAEE-
Los RAEE (Residuos de Aparatos Eléctricos y Electrónicos) son consecuencia del desuso o fin de la vida útil de los AEE (Aparatos Eléctricos y Electrónicos) utilizados en los hogares y en las actividades económicas, tales como; informática y comunicaciones, equipos para control y vigilancias, equipos para expendios (en particular los cajeros automáticos), sistemas para automatización y control aplicados a máquinas y equipos utilizados en la producción de bienes y servicios (industrial, agro industrial, transporte, minería, petróleo y otros) y de todo tipo de aparatos que funcionen gracias a corriente eléctrica o campos magnéticos, desde grandes equipos de refrigeración, un juguete o una tostadora, pasando por lámparas, y llegando a los equipos utilizados en los sistemas informáticos y en las telecomunicaciones (como grandes sistemas para bases y transferencias de datos, un ordenador portátil, o un teléfono móvil).

Equipos de informática y telecomunicaciones
  • Grandes computadoras centralizadas o de salas de computos
  • Miniordenadores
  • Unidades de impresión
  • Computadoras personales o PC (incluyendo unidad central, mouse, pantalla y teclado)
  • Computadoras portátiles (incluyendo unidad central, mouse, pantalla y teclado)
  • Ordenadores portátiles tipo «notebook»
  • Ordenadores portátiles tipo «notepad»
  • Impresoras
  • Copiadoras
  • Scaners
  • Máquinas de escribir eléctricas y electrónicas
  • Calculadoras de mesa y de bolsillo
  • Sistemas y terminales de usuario
  • Centrales telefónicas
  • Terminales de fax
  • Terminales de télex
  • Teléfonos
  • Teléfonos inalámbricos
  • Teléfonos celulares
  • Contestadores automáticos
  • Y otros productos o aparatos de transmisión de sonido, imágenes u otra información por telecomunicación

Aparatos electrónicos de consumo

  • Radios
  • Televisores
  • Videocámaras
  • Vídeos
  • Cadenas de alta fidelidad
  • Amplificadores de sonido
  • Instrumentos musicales
  • Y otros productos o aparatos utilizados para registrar o reproducir sonido o imágenes, incluidas las señales y tecnologías de distribución del sonido e imagen distintas de la telecomunicación.  

Aparatos de alumbrado

  • Medidores de luz domésticos o comerciales
  • Luminarias para lámparas fluorescentes con exclusión de las luminarias de hogares particulares
  • Lámparas fluorescentes rectas
  • Lámparas fluorescentes compactas
  • Lámparas de descarga de alta intensidad, incluidas las lámparas de sodio de presión y las lámparas de haluros metálicos
  • Lámparas de sodio de baja presión
  • Otros aparatos de alumbrado utilizados para difundir o controlar luz con exclusión de las bombillas de filamentos.

El E-Scrap, su reciclaje y disposición final
Material para reciclarLa expresión e-scrap o RAEE es el término informal popular que se utiliza para referirse a los productos electrónicos que se acercan al final de su "vida útil."  Muchos de estos productos se pueden reutilizar, restaurar o reciclar. Por desgracia, los desechos de productos electrónicos componen el grupo de desperdicios de mayor crecimiento en la Argentina y el mundo. Se calcula que cerca del 75 por ciento de los aparatos electrónicos viejos se encuentran almacenados, debido a la incertidumbre de cómo disponer de estos materiales.  Algunas cifras que deben tenerse en cuenta: hacia el año 2010, los argentinos tendrán en sus casas o empresas e instituciones 10 millones de computadoras. Para fines del 2006, circularán 20 millones de teléfonos celulares.... A esto hay que sumarle otros 15 millones de equipos de Video (TVs, videocaseteras, DVDs, filmadoras, cámaras de fotografía, cámaras digitales, etc), 15 millones de equipos de Audio....
 La mayoría de los aparatos electrónicos contiene una cantidad de elementos, incluyendo metales, que se pueden reciclar. El reciclaje de los viejos aparatos electrónicos ahorra recursos y protege el medio ambiente porque no es necesario extraer metales nuevos explotando minas. Además, algunos productos electrónicos contienen altos niveles de materiales, como plomo, cromo o cadmio, que los convierte en residuos peligrosos cuando son desechados.
Minería urbana sería la expresión para contrastar con la minería convencional: el reciclaje de estos aparatos permite mediante la minería urbana (reciclaje) minimizar las explotaciones mineras que tanto descrédito tienen en los círculos ambientalistas.
Asimismo, el grave problema que sufre nuestro país con la ineficiente disposición de RSU en basurales sin infraestructura, se ve aún más comprometido con la recepción de este tipo de residuos que pueden perfectamente ser redireccionados para llevar a cabo una correcta gestión.

Legislación argentina e internacional
Los residuos peligrosos de origen doméstico (el generador los dispone como si fueran RSU) constituyen un universo de residuos de características bien conocidas que hasta la actualidad no han sido abordados en el país debido a la complejidad de los aspectos operativos para su correcta gestión como así también a las responsabilidades de los actores involucrados.
Estos residuos han sido contemplados en la Ley Nº 25.916 de Gestión Integral de Residuos Domiciliarios, ley de presupuestos mínimos, que en su artículo 35, indica la necesidad de establecer “programas especiales de gestión” para los mismos.
ARTICULO 35. - Las autoridades competentes deberán establecer, en el ámbito de su jurisdicción, programas especiales de gestión para aquellos residuos domiciliarios que por sus características particulares de peligrosidad, nocividad o toxicidad, puedan presentar riesgos significativos sobre la salud humana o animal, o sobre los recursos ambientales
Los residuos domésticos peligrosos por lo tanto se encontrarían dentro de los que denominamos “peligrosos” según nuestra ley 24051 , pero a la vez son generados por nosotros en nuestros hogares mediante el consumo de productos como pinturas, plaguicidas, inflamables, pilas, lámparas de bajo consumo, aparatos eléctricos y electrónicos, etc.(art.35 ley 25916)El Convenio de Basilea, al cual Argentina adhiere por ley 23922los caracteriza como los Y46,colectados en los hogares.
Hay entonces una urgente necesidad de un nuevo marco legal, ya que los RPD no son residuos domiciliarios regulares ni se pretende considerarlos como peligrosos – en cuanto a su manejo y disposición por parte de los particulares- y enmarcarlos dentro de la Ley24.051, a los fines de facilitar su gestión y evitar complicados trámites y confundir a la población.
La Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable de la Nación (SAyDS) los consideracomo peligrosos, debido a sus componentes, no debiéndose desechar con la basura municipal (RSU). Por ende, los AEE en desuso deben se recogidos y tratados por operadores debidamente registrados en los organismos ambientales de las provincias o la Nación.
El país no cuenta con una legislación específica, pero considera que el escrap no debe ir a contaminar rellenos sanitarios o basurales municipales.Un ejemplo: un televisor o un monitor de computadora tiene hasta dos kilos de óxido de plomo
La Convención de Basilea define mayoritariamente a los RAEE dentro del Anexo VIII, en la entrada A1180, como “residuos de ensamblajes eléctricos yelectrónicos...”."Residuo Universal/Especial Doméstico".
El Parlamento Europeo y el Consejo de la Unión Europea autorizaron la Directiva 2002/95/CE sobre la restricción del uso de determinadas substancias peligrosas en los equipos eléctricos y electrónicos. Esta nueva directiva, conocida también como RoHS (“ro-has”)exige que, para julio de 2006, los fabricantes hayan reducido la utilización de seis substancias peligrosas hasta unos niveles mínimos aceptables: Plomo (Pb); Cromo hexavalente (Cr +6); Mercurio (Hg); Bifenilo polibromado (PBB); Cadmio (Cd); Difenil éter polibromado (PBDE). En la misma fecha se autorizó también la Directiva 2002/96/CE o WEEE(residuos de equipos eléctricos y electrónicos). En esta directiva se fomenta la recogida, el tratamiento y el reciclaje de los residuos eléctricos y electrónicos, estableciéndose criterios específicos para ello. a.. Se establecen los requerimientos respecto a la cantidad de recogida de WEEE (aparte de los de origen doméstico) b.. Los revendedores son responsables las devoluciones de WEEE, sin cargo. c.. Exige que los WEEE sean sometidos a tratamiento d.. Exige a los fabricantes que marquen los productos de equipo eléctricos y electrónicos (EEE) con el símbolo de los WEEE (un contenedor de basuras cruzado con un aspa) Ambas directivas afectan a la totalidad del sector electrónico a todos los niveles, desde la tienda minorista a los fabricantes, los distribuidores y los fabricantes de equipos originales .
En principio, en Argentina, se está trabajando con la Directiva RAEE de la Unión Europea tratando de adaptarla a la realidad local y se está avanzando con la Directiva ROHAS que tiende a verificar como se fabrican los productos de manera de evitar cada vez más, los elementos contaminantes desde su origen.
Asimismo, se promueven programas de recolección o depósito diferenciado municipales para todo tipo de residuo doméstico peligroso, incluyendo los RAEE.El objetivo principales lograr separar de la corriente general de residuos sólidos domésticos todos aquellos residuos que posean alguna característica de peligrosidad y que por lo tanto constituyen una corriente especial que debe recibir adecuado tratamiento y/o disposición final.

Impacto ambiental y a la salud de los residuos peligrosos domésticos
La dimensión del impacto ambiental que puede producir la presencia de estas sustancias peligrosas depende fundamentalmente de su toxicidad y de las cantidades que pueden ser liberadas al medio ambiente una vez finalizada la vida útil de los aparatos.
Todos los residuos siempre impactan en el medio ambiente, porque la mayoría de los materiales no son biodegradables. Los metales tienen una gran capacidad para persistir en el medio ambiente. Y el eslabón final siempre es el hombre, que termina ingiriéndolos a través de lo que come.
Los problemas que acarrean al organismo materiales como el plomo (daño renal, trastornos menstruales, irrita el sistema nervioso, disminución de glóbulos rojos), el cadmio (afecta al hígado, el riñón, los pulmones, el corazón, los huesos), el níquel (afecta los pulmones, provoca abortos espontáneos).

Qué hacer con los desechos electrónicos
Aquí se aplica el lema ecologista: "reducir, reusar y reciclar". Reducir la generación de e-desechos a través de la compra inteligente y el buen mantenimiento. Reutilizar los equipos electrónicos que funcionen donándolos o vendiéndolos a alguien que todavía pueda usarlos. Reciclar los componentes que no puedan repararse. Existen hoy en el mercado argentino, operadores autorizados para retirar, de-manufacturar , reciclar y disponer en forma adecuada estos residuos.

Proyecciones en la  Argentina
Las proyecciones de ventas que hacen los fabricantes incluidos en el plan lanzado por el gobierno Nacional "programa “Mi PC” proyecta colocar en el mercado doméstico 400.000 unidades de PC en el año 2005 y 10.000.000 unidades de PCen los próximos 10 años. Actualmente se estima que existen unas  6.000.000 de PC´s en los hogares, empresas y gobiernos del país.
Este plan y la necesaria actualización tecnológica, generará al menos unos  5.000.000 de equipos informáticos obsoletos en los próximos 5 años. Sin contar los que generarán las actividades industriales y servicios. Ni tampoco los equipos para uso generales como teléfonos celulares analógicos (ya obsoletos), video-caseteras (remplazadas por DVD´s), juguetes … etc .
Este dato nos lleva a establecer con precisión estadística que las 1.250 Tm/año (Toneladas Métricas) de RAEE estimadas en el 2004, pasarán a 13.450 Tm/año en el 2006. Es decir que los RAEE representarán en muy breve plazoel 11% de los RSU. y de no mediar un manejo sustentable, las PC obsoletas en particular y las RAEE en general, terminarán abarrotando los vaciaderos municipales que no fueron pensados ni están preparados para manejar los residuos de aparatos eléctricos y electrónicos: como plomo, fósforo, cadmio, níquel y plásticos bromados y otros.
Estos materiales son altamente contaminantes y requieren un tratamiento particular y especializado para su disposición final o reciclado.

[Most Recent Quotes from www.kitco.com]
[Most Recent Quotes from www.kitco.com]
Valid XHTML 1.0 Transitional ¡CSS Válido!